This is a Heading One

In blandit luctus proin mauris a commodo, dolor diam tempus, aenean
magna fusce eu. Id porttitor aliquam eget aliquet sagittis eu aut diam ut
phasellus sed convallis iaculis neque ultricies convallis sed enim.

Los representantes de Estados Unidos, Canadá y México están trabajando para garantizar que los sistemas de Alerta AMBER en sus países y zonas fronterizas funcionen sin problemas cuando existen casos de sustracción transfronteriza de niños. El Simposio de Alerta AMBER 2017 incluyó una mesa redonda sobre lo que se está haciendo para devolver a los niños sustraídos que son llevados a través de una frontera nacional.

Blanca Margarita Niebla Cárdenas es la directora del programa nacional de Alerta AMBER en México. Ella trabajó con la Iniciativa de la Frontera Sur de AATTAP para comenzar la alerta de sustracción de menores en México en el 2012. Dijo que las Alertas AMBER están salvando vidas en México porque todos cooperan.

“Tratamos de crear una cultura de Alerta AMBER por lo que es contagiosa y todos participan en la búsqueda de niños”, dijo Cárdenas. “Estamos comprometidos con las familias que sufren porque su hijo ha desaparecido”.

México emite Alertas AMBER locales, regionales y nacionales. La única diferencia notable en el programa de México es que las Alertas AMBER se emiten solo para niños menores de 16 años.

Desde el 2002, Canadá ha tenido programas de Alerta AMBER en todas sus provincias. En 2009, Canadá creó un grupo de trabajo nacional de Alerta AMBER para proporcionar más coordinación, capacitación y tecnología a todas las agencias. También se creó un protocolo para trabajar con todos los estados fronterizos de Estados Unidos.

Julie Morel, es cabo de la Policía Montada Real Canadiense de la División Nacional de Restos no Identificados de Personas Desaparecidas. A ella le gustaría simplificar el proceso cuando Canadá contacte a los Estados Unidos sobre un caso de sustracción de menores transfronterizo. “Estamos trabajando para tener un mejor sistema, por lo que tenemos un número que abarque todo servicios disponible para Canadá, para que estas agencias líderes puedan participar más de cerca”.

Maranda Everson, agente de la Patrulla Fronteriza del Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos, acordó que la cooperación con Canadá y México es clave para resolver rápidamente los casos de sustracción de menores. Dijo que sus homólogos mexicanos y canadienses han hecho un trabajo excelente inspeccionando vehículos que entran y salen del país.

Stacy Pearson, es la Gerente del Centro de Coordinación de Personas Desaparecidas de Luisiana y Coordinadora de Alerta AMBER. Aunque Luisiana no es un estado fronterizo, dijo que ha tenido numerosos casos de personas desaparecidas en Canadá, a pesar de que el estado está más cerca de México. “No prestamos atención a las fronteras”, dijo Pearson, enfatizando que todos los casos reciben atención inmediata. “Todos vamos a trabajar juntos y establecer nuestro propio sistema de recuperación para devolver a los niños a su hogar.”

SUSTRACCIONES INTERNACIONALES POR LOS PADRES

Según Anna McGahuey, funcionaria de la Oficina de Asuntos del Menor del Departamento de Estado de los Estados Unidos, más padres sustraen a sus hijos en los Estados Unidos que en cualquier otro país del mundo. El Departamento de Estado recibió informes de 446 sustracciones de padres que involucraron a 629 niños durante 2016; sin embargo, McGahuey cree que el número es mucho mayor.

“Son muchos niños, pero es probable que sean dos o tres veces más, porque los padres no saben que existimos”, dijo McGahuey.

Los Estados Unidos y otros 82 países siguen las normas de prácticas de la Conferencia de La Haya para casos de custodia. McGahuey habló sobre las características importantes de la Conferencia de La Haya, señalando reglas que reconocen la residencia habitual del niño en lugar de enfocarse únicamente en la ciudadanía.

“Si una persona no documentada llama a nuestra oficina, los ayudaremos”, dijo. “En esta oficina, la ciudadanía es ciega. Sea lo que sea que funcione para recuperar al niño es importante para mí”.

 

REACCIÓN DE LOS PARTICIPANTES INTERNACIONALES

Los socios de Alerta AMBER de Canadá y México dijeron que el simposio ofreció una experiencia invaluable. Darryl Ramkissoon, sargento del Servicio de Policía de Winnipeg, dijo que llevaría a su país valiosas lecciones. “Me gustaría establecer una mejor relación de trabajo con otras organizaciones en Canadá”, dijo. “Necesitamos romper las fronteras como lo ha hecho Estados Unidos en sus estados”.

Andrea Scott es detective y también trabaja para el servicio de policía de Winnipeg. “Es fabuloso saber que todos tenemos problemas similares, pero que todos estamos trabajando juntos con el mismo objetivo, que es llevar a los niños a su hogar y evitar que desaparezcan”.

Blanca Margarita Niebla Cárdenas dijo que el simposio fue una manera muy importante de reunirse con sus homólogos de los otros países. “Mi objetivo es que tengamos un camino libre para comunicarnos con Estados Unidos y Canadá”, dijo Cárdenas. “Queremos trabajar como si no hubiera fronteras.”

This is a Heading One

In blandit luctus proin mauris a commodo, dolor diam tempus, aenean
magna fusce eu. Id porttitor aliquam eget aliquet sagittis eu aut diam ut
phasellus sed convallis iaculis neque ultricies convallis sed enim.

Fiscal de los Estados Unidos trabaja en México para ayudar a todos los países a utilizar con eficacia la Alerta AMBER

Janet Turnbull hace todo lo posible para asegurarse de que las fronteras nunca interfieran en la búsqueda de un niño sustraído.  Desde el 2013 trabaja en la Ciudad de México, México, como asesora legal del Departamento de Justicia de Estados Unidos, División Penal, Oficina de Desarrollo y Capacitación Fiscal en el Extranjero (OPDAT). Su enfoque está en la trata de personas, lo que le permite asegurarse de que las Alertas AMBER funcionen en todos los países.

“Cuando un niño desaparece al otro lado de la frontera, no queremos pensar que es el final del esfuerzo”, dijo Turnbull. “El desafío es que no hay mucha comunicación entre los coordinadores de Alerta AMBER de los Estados Unidos y de México.”

En mayo, Turnbull trabajó con el Programa de Capacitación y Apoyo Técnico de Alerta AMBER de los Estados Unidos y su Iniciativa de la Frontera Sur para organizar el Foro Tri-Nacional en la Ciudad de México. El foro de 2 días incluyó a los Coordinadores de Alerta AMBER de los Estados Unidos, México y Canadá. Turnbull también cuenta con el apoyo de la Oficina de Asuntos Internacionales de Narcóticos y Aplicación de la Ley del Departamento de Estado de los Estados Unidos, con financiación de la Iniciativa Mérida.

“Lo que estamos buscando, es lograr que los coordinadores de Alerta AMBER en México, Estados Unidos y Canadá se consideren a sí mismos como un solo grupo de coordinadores de Alerta AMBER de América del Norte. Sin fronteras “, dijo Turnbull.

Al momento del foro, 75 investigaciones permanecen abiertas de niños llevados de Estados Unidos a México, y 183 llevados de México a los Estados Unidos.

La Alerta AMBER comenzó en los en 1996 en los Estados Unidos, y más tarde se convirtió en una iniciativa nacional. La Alerta AMBER de México comenzó en 2012 cuando fue lanzada por el presidente y el procurador general de ese país. Hasta el momento, Alerta AMBER ha llevado a la recuperación segura de más de 350 niños en México.

“Ninguno de los programas es mejor que el otro, aunque son un poco diferentes”, dijo Turnbull. “Queremos que la capacitación sea consistente en los Estados Unidos y México y que conozca las diferencias entre cada sistema. La capacitación mantiene a todos informados sobre las mismas prácticas. También ayuda a las personas a establecer una conexión”.

Turnbull dijo que los coordinadores de México todavía dependen en gran medida del Centro Nacional para Menores Desaparecidos y Explotados (NCMEC) para confirmar las jurisdicciones correctas en las que se puede emitir una Alerta AMBER en el NCMEC de Estados Unidos, llamando al 800-THE-LOST (800-843-5678).

Dijo que es más fácil para las autoridades de Estados Unidos utilizar la alerta de sustracción de menores en México porque se puede hacer con un solo contacto, la Coordinadora Nacional de México de Alerta AMBER, Blanca Margarita Niebla Cárdenas al 011-521-555-346-2510 o por correo electrónico a blanca.niebla@pgr.gob.mx. “Es una sola llamada para todo,” clarificó.

La carrera de Turnbull comenzó como agente especial para la Administración de Drogas de los Estados Unidos. Su investigación sobre el contrabando de drogas en Colombia incluso descubrió un submarino sin terminar en Bogotá. Luego obtuvo su título de abogada en la Facultad de Derecho de la Universidad de Virginia y comenzó procesando a traficantes de drogas y casos de corrupción que involucraban a funcionarios públicos y policías.

En la actualidad, Turnbull está inmersa en encontrar víctimas de la trata y niños sustraídos. Este año ha estado involucrada en la resolución de secuestros transfronterizos, incluyendo una niña de Florida encontrada en Cancún, un bebé llevado de San Diego, California, a Sinaloa, México, y una niña de Brownsville, Texas, que fue recuperada después de que México emitiera un Alerta AMBER a petición de las autoridades de los Estados Unidos. Los 3 casos ilustran que se puede lograr mucho cuando los países trabajan juntos.

“No te rindas solo porque el niño cruzó la frontera”, dijo Turnbull. “Hay cosas que se pueden hacer para regresar a un niño a su hogar.”

This is a Heading One

In blandit luctus proin mauris a commodo, dolor diam tempus, aenean
magna fusce eu. Id porttitor aliquam eget aliquet sagittis eu aut diam ut
phasellus sed convallis iaculis neque ultricies convallis sed enim.

Maureen Heads, Gerente del Programa de la División de Niños Desaparecidos en NCMEC, habló sobre el aumento en la frecuencia y el nivel de peligro en casos de sustracción por un familiar.  Dijo que la mayoría de las sustracciones, 66 por ciento, involucran a un miembro de la familia; observando un aumento del 57 por ciento en 2013.

Heads explicó la función del NCMEC en la prestación de asistencia técnica y apoyo a las familias, las autoridades y los fiscales. Señaló que, si bien los que trabajan en esta área de NCMEC no son abogados, están bien postulados para ayudar a las familias y a los profesionales de protección infantil con las necesidades de procesos y recursos.

Heads enfatizó la importante consideración que los casos de sustracción parental no implican llevarse a un niño utilizando la fuerza física o la persuasión emocional, lo cual es característico de estereotipos de abusos por extraños. Los niños en estos casos, pueden estar totalmente ajenos a un conflicto o lucha entre los padres y pueden irse con el padre como si fuese un comportamiento normal, porque confían en los padres.

Ella ilustró la complejidad que este elemento de voluntad puede traer al caso. “La persona que estás ayudando un día, puede ser la persona que estás buscando al día siguiente”.

Heads compartió una visión general del trabajo de Sharon Cooper, investigadora especializada del NCMEC, quien desarrolló un informe que destaca las sustracciones por los padres. El informe analiza las realidades y los mitos en torno a estos casos. También destacó los problemas legales relacionados con las sustracciones por un miembro de la familia, citando los estatutos federales y explicando cómo definen la autoridad y el apoyo disponible para los investigadores cuando responden a sustracciones por los padres o de la familia.

Dijo que las autoridades no deben dudar en adoptar medidas coercitivas en casos de sustracción por un miembro de la familia o por los padres. Heads presentó estadísticas sobre violencia familiar, ya que se relaciona con las sustracciones familiares y la emisión de Alertas AMBER. Confirmó que en todas las situaciones y para todas las preguntas relacionadas con los casos de sustracción familiar, la mejor manera de ponerse en contacto con el NCMEC para obtener asistencia es llamando al centro de llamadas principal al 1-800-THE-LOST.

Al analizar los cronogramas y la progresión de los casos de secuestro parental transfronterizo, la Sra. Heads enfatizó la importancia de actuar sobre posibles desplazamientos o movimientos transfronterizos en lugar de esperar, ya que estos niños pueden ser trasladados rápidamente al otro lado de la frontera. Habló del Sistema de Alerta AMBER Nacional de México (Alerta AMBER México), señalando la fortaleza y coordinación del programa con NCMEC y los programas estatales de Alerta AMBER. Hizo mención honorífica al coordinador del sistema mexicano por su liderazgo y experiencia con el programa.

La Sra. Heads proporcionó dos estudios de casos detallados, el primero fue un caso de sustracción transfronterizo, NCMEC trabajó con México como un ejemplo de cómo se respondió a estos casos y se resolvieron con éxito mediante una coordinación y cooperación rápidas entre NCMEC, las autoridades de El Paso, Texas, Juárez, la policía de México y el programa Alerta AMBER México.

En el simposio, los participantes mexicanos proporcionaron información adicional sobre cómo los funcionarios mexicanos encontraron al niño y en qué condiciones estaba al ser recuperado.  Explicaron que cuando hablaron con el consulado de los Estados Unidos, al principio no pudieron identificarlo ya que no había sido reportado como desaparecido en los Estados Unidos. El niño permaneció bajo custodia de México durante tres meses. Durante la reunión tri-nacional en la Ciudad de México, se les notificó acerca de este caso, y de inmediato contactaron a la Sra. Heads a través del coordinador de Alerta AMBER de México, porque no tenían idea de qué parte de los Estados Unidos venía el niño. En su trabajo con NCMEC, pudieron determinar la conexión de las autoridades locales de Texas. El estudio del caso y los aportes de los participantes mexicanos destacaron cómo los sistemas y mecanismos de Alerta AMBER y la coordinación internacional permitieron que México trabajara junto con NCMEC, las autoridades y socios de Alerta AMBER para resolver este caso.

El segundo estudio de caso presentado destacó la coordinación interinstitucional con ocho diferentes agencias federales y estatales de México y Estados Unidos para traer a una niña de 14 años a su hogar en los Estados Unidos y ayudar a resolver conflictos mediante la participación de servicios de defensa de víctimas y familias para estabilizar su regreso.

Como fin de la presentación, la Sra. Heads reconoció el trabajo monumental de considerar todas las agencias, recursos y personas que trabajan en estos casos, pero no debemos dudar en tomar medidas para lograr nuestro propósito. Así mismo, animó a los participantes a ponerse en contacto con NCMEC lo antes posible en estos casos, para que puedan ayudar con la coordinación y proporcionar apoyo y asistencia de principio a fin.

This is a Heading One

In blandit luctus proin mauris a commodo, dolor diam tempus, aenean
magna fusce eu. Id porttitor aliquam eget aliquet sagittis eu aut diam ut
phasellus sed convallis iaculis neque ultricies convallis sed enim.

El simposio nacional de Alerta AMBER de 2018, celebrado en Orlando, Florida, del 15 al 17 de mayo de 2018, contó con la asistencia de más de 100 socios, incluyendo coordinadores de Alerta AMBER, gerentes de Missing Persons Clearinghouse, coordinadores del Equipo de Respuesta de la Sustracción de Menores (CART) y otros funcionarios de protección infantil. Más de 40 estados, tribus reconocidas a nivel federal, Puerto Rico, Canadá y México estuvieron representados en el evento de este año. Los socios del programa del Centro Nacional para Menores Desaparecidos y Explotados (NCMEC) y el Centro Internacional para Menores Desaparecidos y Explotados (ICMEC) también participaron en este evento.

El simposio de este año se enfocó en el impacto que la tecnología tiene en la explotación y la sustracción de niños, y en cómo las autoridades y profesionales de la seguridad pública pueden utilizar los últimos avances para prevenir y responder a los incidentes.